Una nueva generación de surfistas de olas grandes exige nuevas innovaciones en la seguridad del agua. Para satisfacer estas necesidades, Quiksilver ha desarrollado el dispositivo de flotación basado en los chalecos salvavidas que se utilizan en el transporte aéreo.

   Esto permite al usuario mejorar su seguridad en diferentes temperaturas del agua. Hecho a mano con el neopreno FN’lite de la mejor-en-clase de Quiksilver, Airlift se ha probado para mantener su forma y puede llegar a durar durante ciclos de inflación repetidos.

 

El Airlift ha sido probado por algunos de los más grandes regatistas y surfistas del mundo. La leyenda de olas grandes Jamie Mitchell confirma “Tener este sistema en Nazaré o en Maverick, ayudan en gran medida a poder afrontar con mas seguridad este tipo de surf “